La poesía empieza donde la palabra pierde el sentido

una plaga

la plaga ciega y rabiosa
arrasa con todo a su paso

el gentío sonríe
es lo único que importa

en lento suicidio
el último insecto
caníbal hambriento
se mastica
tras devorar a la multitud

sonríe
y no mires atrás

No hay comentarios:

Publicar un comentario